Depeche Mode (2ª parte)

Después de unos años frenéticos, 1985 fue de descanso para la banda. Aún así, aprovecharon para sacar un recopilatorio de los singles hasta entonces publicados por la banda. En 1986, Depeche Mode había dado un gran cambio. Se asociaron a la cultura Gótica y sus nuevas composiciones eran más oscuras, emotivas y románticas. “Black Celebration” no incluía temas bailables y no tuvo tanto éxito en las listas al carecer de singles de impacto. A pesar de ello, con el paso del tiempo, muchos de los temas de este disco, como “Stripped”, “A Question of time” y “A question of Lust”, se convirtieron en clásicos.

Para el siguiente álbum, “Music For The Masses”, el cual tuvo un discreto éxito en el Reino Unido, Depeche Mode contaría con el productor David Bascombe. La banda parecía estancada y se dudaba si el cambio al Rock Gótico había sido una buena idea pero, curiosamente, en los siguientes meses, vieron cómo ese mismo álbum les convertía en una celebridad en gran parte de Europa. Se embarcaron en una gran gira europea, actuando en grandes estadios. En Estados Unidos, consiguió entrar por primera vez en el top 40. Paradójicamente, los álbumes “Some Great Reward”, “Black Celebration” y “Music For The Masses” les habían hecho perder presencia en su país, pero les habían abierto las puertas a Europa y América.

La gira mundial de Depeche Mode sirvió para cerciorarse de que la banda hacía música para las masas. Los conciertos se convirtieron en acontecimientos y la banda decidió grabar el que acabaría siendo uno de los discos en directo más célebres de la historia, “101”. Los propios miembros de la banda creían que ya no podrían llegar más alto. Meses después, se conoció el anticipo del álbum “Violator”, el sencillo “Personal Jesus” que causó gran polémica por su crítica a la Iglesia. El sencillo “Enjoy the Silence” se aupó al 6 en Inglaterra y al 8 en Estados Unidos. El álbum llegó al número 2  y, en un momento en el que la música Tecno comenzaba a estar pasada de moda, Depeche Mode esa banda de teclados que hacía música alternativa y que tuvo que ganarse día a día el reconocimiento se convertía en un auténtico fenómeno con su Rock Electrónico.

Tras “Violator” la banda se había convertido en todo un acontecimiento mundial. Depeche mode ya no era esa banda de la New Wave que iban con sus sintetizadores a todos lados. Ese momento en el que habían pasado a ser mega estrellas coincidía con un mal momento de Dave Grahan que dejó a su mujer e hijo en Londres y marchó a Los Angeles, poco después comenzarían sus problemas con las drogas. De pronto su imagen era totalmente diferente, pelo largo, tatuajes y modos de estrella de Rock. Tres años después, la banda se reunió en España para volver a componer y grabar un nuevo disco. Sin embargo el vinculo entre ellos se había roto, parecía que, el grupo se había roto justo cuando estaban en lo más alto. Aún y con todas esas dificultades el álbum “Songs Of Faith And Devotion” consiguió el número 1 tanto en el Reino Unido como en América.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s